Niños en tu boda ¿Por que no?

Por lo general muchos prefieren recomendar a sus invitados no llevar niños a la recepción, principalmente por que las celebraciones son largas y para los pequeños el concepto de diversión es muy diferente, el peligro está cuando los niños se aburren, empiezan a idear cosas por su cuenta y normalmente terminan en travesuras.
El matrimonio tiene como finalidad formar una nueva familia, dejar fuera de este importante acontecimiento a los niños que integran tu familia o la de tu pareja es una difícil decisión, ellos también son parte importante en tu vida, así que te damos unos consejos para que los más pequeños también pueden disfrutar en una Boda y dejar que disfruten los mayores.
No es tan difícil entretener a los niños, solo tienes que planificar actividades para ellos y hacerlos participes de las actividades de los mayores para que así no se aburran .Es recomendable que a la hora de la comida o cena los más peques se sientan con sus padres. Normalmente los lugares de celebración tienen menús infantiles, para asegurarte que los niños coman bien y no le pongan muchos pretextos a la comida, elige el Menú Infantil y a los padres les ahorras un disgusto.
Después de la Comida tu mejor opción es contratar a un Animador, incluir un mago o payaso, que los entretengan con diversas actividades como: concursos , taller pintacaras, carrera de costales, juegos, etc. El profesional que contrates te dará las ideas que necesites para tener a los niños entretenidos y felices. Una buena ideas es montar una mesa redonda un poco alejada de los adultos pero que los padres puedan verlos en todo momento, el área podrá estar decorada de manera llamativa, donde sentar a los niños y que el animador haga su trabajo controlando a los pequeños, si hay opción de montar la mesa cerca del jardín es una buena solución, por que los niños (como todos sabemos) no aguantan dos horas sentados y se podrían organizar actividades al aire libre.
¡Suerte con tu evento y disfrútalo al máximo!